viernes, 24 de marzo de 2017

Steel Panther - Lower The Bar (2017)

Calificación:
"Un disco...con erótico resultado"

Como fiel fan de los Simpsons que soy, tenía muchas ganas de escribir esa frase del mismísimo Homer (o si el lector es de latinoamérica, Homero) en alguna reseña como calificativo. Y es que este disco, como ya veréis, es merecedor de semejante mención.

Tras 17 años de carrera, 3 discos lanzados y con buena recepción, varios cambios de nombre (Metal Shop, Metal Skool...) y una buena legión de admiradores y admiradores que ha ido aumentando con el paso del tiempo, la banda angelina Steel Panther ha vuelto a entrar en el estudio para grabar su cuarto LP que ha sido titulado "Lower The Bar".

Antes de entrar de lleno en el álbum no estaría nada mal hablar rápidamente de quiénes son estos personajes.

* ¿Qué tiene de bueno Steel Panther?

- Es muy difícil toparse en la actualidad con bandas que reviven el espíritu de antiguos mitos musicales que dejaron su huella imborrable dentro del Rock. Este cuarteto, si pones mucha atención, te darás cuenta de que son grandísimos admiradores e imitadores de bandas de Glam Metal y de Hard-Rock como Mötley Crüe (influencia más que obvia), Def Leppard o Van Halen. Por tanto, si te gusta alguna de esas bandas, Steel Panther te va a convencer de lleno.

- La calidad musical de la banda merece ser resaltada con mayúsculas. Satchel es uno de los mejores guitarristas que hay en la actualidad, no hay más que escuchar alguno de sus solos para convencerte de ello, y Michael Starr tiene un chorro de voz envidiable, siendo capaz de llegar a unos tonos tan agudos como complejos.

- Un nuevo lanzamiento de ellos es garantía de que va a gustar. Tal vez no sea una obra maestra, pero sabes que del 7 no va a bajar. Creo que "Feel The Steel" (2009) es un discazo que merece ser escuchado por todo rockero que se precie ya que a mi parecer es el mejor trabajo editado por la banda, y un grandísimo ejemplar dentro del Hard-Rock contemporáneo. 

- Las presentaciones en vivo de la banda, las cuales combinan la música con extensos diálogos cómicos y provocadores, han sido uno de los motivos principales por los que la fama de la banda ha ido aumentando progresivamente. Tuve la suerte de verlos abriendo para Scorpions en 2014 y doy fe de su calidad en directo.

- Un último punto a favor del conjunto sería su sentido del humor. A diferencia de la tónica general de las grandes bandas de Rock, el 99,9% de las letras escritas por Panther están hechas en clave de humor y con claras alusiones al sexo.  
 
* ¿Qué no me gusta tanto de Steel Panther?

- El mencionado humor picante que predomina en todas las letras de la banda, ocasiona que a veces sienta que se repiten un poco temáticamente. Sería una banda incluso mejor si jugaran también, sin renunciar al sexo, con otros asuntos tronchantes de la vida cotidiana. No obstante es una mera observación.

- Como a tantas bandas les ocurre, hay canciones que nada más escuchar los primeros acordes nos hacen pensar "esto ya lo he oído antes", así como hay algunos estribillos que se repiten más de la cuenta, pero eso es un aspecto predominante en el Hard-Rock.   

Vamos ya a analizar tema a tema este "Lower The Bar":

Steel Panther acostumbra a abrir por todo lo alto cada disco, y este no ha sido excepción. "Goin' In The Backdoor" es un buen tema de Hard-Rock con el que la banda nos invita a adentrarnos en  su nuevo lanzamiento. Tal vez sea menos sorprendente que las introducciones de sus anteriores discos, las cosas como son, pero tiene algunos aspectos interesantes como la distorsión con la que suena en algunos instantes la guitarra de Satchel y el solo que este hace.

El segundo tema, y single, de este álbum lleva por título "Anything Goes". Hard-Rock sólido con un sonido que mezcla la garra de AC/DC con momentos de sintetizadores más ochenteros. Muy buen puente y estribillo que rápidamente se introducirá en tu mente.

Una de mis preferidas es la genial "Poontang Boomerang" y su buen rollo. Corte sencillo, donde el estribillo me ha enganchado desde la primera escucha (muy positiva la inclusión del cencerro por parte de Stix). Grandísimo Michael Starr al micro, jugando con su amplio catálogo de registros vocales.  También destaca mucho, y esto sí que no es tan habitual, el bajo de Lexxi Foxx, el cual está muy presente en los versos. Buenos cambios de ritmo que dan más viveza a una banda a la que muchas veces se les puede recriminar que no arriesgan lo suficiente.

"That`s When You Came In" la pudimos conocer el año pasado con la publicación de un directo acústico que llevó el nombre de  "Live from Lexxi's Mom's Garage"(recomiendo su escucha). Buena balada, sin tampoco grandes lujos, muy en la onda de Bon Jovi y otros grandes de la década de los 80s. Garantía de gustar a todo tipo de oyente, aunque poco después sí que podremos disfrutar de una gran balada ;)

Un buen tema, sin tampoco convertirse en un nuevo himno, es "Wrong Side Of The Tracks (Out In Beverly Hills)", donde hay momentos de mucha calidad, como son los versos o, en general, toda la pista instrumental (¡la guitarra de Satchel me pone los pelos de punta!), pero sí que echo en falta algo en el corte. Es una buena canción, muy en su estilo, pero no termina de explotar del todo. Hubiera quedado mejor si hubieran explotado un poco más el Riff de guitarra inicial o el de los versos, pero no todo puede ser perfecto, obviamente.  

"Sorprendente" es el mejor calificativo para describir "Now The Fun Starts", una de las canciones más atípicas grabadas por la banda en todo este tiempo. Una composición mucho más pesada y sólida de lo que estos cuatro jóvenes acostumbran, lo que siempre se agradece. Es en este corte donde se produce uno de los mejores momentos del corte, cuando Michael Starr grita y se inicia el que podría ser el mejor solo de Satchel en este disco. Pese a que al final se repite un poco más de la cuenta el estribillo, esta es una de las mejores canciones de todo el disco.

Aunque no haya hecho mención hasta este preciso instante a las letras, puedes imaginarte, amigo lector/a, la temática de cada una de las canciones al tratarse de Steel Panther. Por si no te ha quedado claro el título del siguiente corte es "Pussy Ain't Free" jajajajaja. Sin duda una de las grandes del disco porque, aunque no sea una canción tan diferente a lo parido por la banda, sí que nos hace desmelenarnos y volvernos completamente locos con la potencia de esos Riffs. Todo suena a su máximo nivel, permitiéndonos disfrutar de un corte que va a gustar a todos con total seguridad.

Segunda balada del disco. "Wasted Too Much Time" la recomiendo a todo amante de las melosas, pero emotivas, baladas de los añorados 80s. Michael saca su lado más emotivo y elegante a la hora de cantar, mientras es acompañado por 3 titánicos músicos que hacen una grandísima labor con sus respectivos instrumentos. En algunos de los gritos que el cantante realiza me viene a la mente la imagen de Steven Tyler (voz de Aerosmith), una clara influencia para Starr. Otra canción a tener en cuenta a la hora de escuchar el disco.

El bajo de Lexxi vuelve a brillar al inicio de "I Got What I Want", la canción más ochentera de todo el plástico, así como una de mis preferidas. Mucha calidad vocal e instrumental atesoran los versos, perdiendo algo de nivel en el puente para retomar el vuelo en el gran estribillo, aunque se volverá algo repetitivo al final. El teclado tiene gran presencia en la globalidad del corte, aunque hay algunos instantes donde, incluso, aparece bajo la condición de solista. Michael Starr vuelve a darnos un recital de sus capacidades como cantante.  Recomiendo su escucha.

Nos acercamos al final con una canción que podría haber sido firmada claramente por Aerosmith.  "Walk Of Shame" nos recuerda mucho a temas como "Same Old Story And Dance" u otros clásicos de "Los Chicos Malos de Boston". Detalles como el solo de guitarra, el intermedio más relajado, o el tipo de versos es extremadamente similar a los que crearon hace un par de décadas Steven Tyler, Joe Perry, Brad Whitford, Tom Hamilton y Joey Kramer.  Seguramente la canción que más me ha gustado, como amante al Rock clásico y a Aerosmith que soy.

Para finalizar tendremos la incendiaria "She's Tight", cover del clásico de Cheap Trick. Una canción que, para terminar de convencer, cuenta con la colaboración del propio Robin Zander.  Rock duro y cargado de buenas vibraciones nos llevan directamente al final de un disco que nos ha dejado, en general un buen sabor de boca.


Conclusión: Seguramente no sea "el disco del año" y ni mucho menos el mejor trabajo de Steel Panther ("Feel The Steel" parece insuperable por ahora), pero este "Lower The Bar" es un gran disco grabado por una banda que, sin perder su esencia musical y su a veces repetitivo estilo, ha arriesgado algo más en algunas de sus composiciones derivando en un trabajo notable, de MUY agradable escucha y que, si se presenta la oportunidad, estaría dispuesto a adquirirlo en CD. Todavía queda Steel Panther para rato y no descarto que algún día la banda publique "su gran obra". Hasta entonces, a disfrutar de "Lower The Bar" y de esta magnífica banda.  

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Nuestra Playlist